jueves, 12 de mayo de 2011

Obsesión número 6: Los violadores


Están en todas partes. En los pasajes oscuros de las calles vacías, debajo de mi cama esperando a que me duerma, sentados a mi lado en las micros. Me paso imaginando formas de engañarlos, de hacerles creer que tengo una enfermedad contagiosa y mortal, que si me atacan y tienen sexo conmigo, van a terminar al borde de la muerte ellos también. 

Después de ver la escena de La Naranja Mecánica donde tienen al marido mirando mientras violan a su mujer, ése se ha convertido en uno de mis peores miedos. De hecho, trato de no pensarlo ni escribirlo mucho, para que no se cumpla.

No hay comentarios:

Publicar un comentario